Selecciona tu taller 0

Blog de neumáticos y mecánica rápida
Noticias

Noticias | Mecánica y mantenimiento | Averías de coche más frecuentes

Averías de coche más frecuentes

24 de marzo de 2021 Mecánica y mantenimiento

  • Compartir:

¿Sabes cuáles son las averías de coche más frecuentes que puedes sufrir? Aunque tengas especial cuidado a la hora de mantener tu vehículo en las mejores condiciones, puedes experimentar alguno de los fallos más habituales.

averías de coche más frecuentes

Alguno de este tipo de inconvenientes guardan relación con el uso incorrecto que puedes llegar a dar a alguno de los elementos de tu coche, pero otros simplemente son motivados debido al paso del tiempo. Aquí te contamos lo más destacado que debes conocer.

Cuáles son las averías más habituales del vehículo

Como hemos dicho, nadie está exento de que su coche pueda fallar en algún momento, aún realizando una conducción responsable. Por ello queremos darte una pequeña lista con algunas de las averías de coche más frecuentes.

Neumáticos

Siempre decimos que las ruedas es un elemento clave en tu vehículo, y con razón: es el único elemento en contacto con el asfalto. Además, esto hace que sea el que está expuesto de manera más clara al desgaste progresivo.

No dudes a la hora de comprar neumáticos online en caso de que debas sustituirlos. Un pinchazo, un golpe con un bordillo… son muchas y muy frecuentes las causas que te pueden llevar a imperfecciones en tus ruedas.

Esto, además, te podría provocar otros problemas mayores, como la suspensión, el sistema de frenado y, entre todo ello, afectar a la seguridad en la carretera. De todas maneras, solamente con el hecho del paso del tiempo y su uso, van a experimentar desgaste. Por lo tanto deberás sustituirlos a tiempo.

Batería

Si hay un elemento que ha tenido que ser revisado con especial atención durante esta época es la batería de coche. La inactividad de nuestro coche, así como largos periodos sin que lo arranquemos o circulemos con él, puede llegar a provocar diversos problemas en este elemento, no solo que esté descargada.

Como ya te comentamos en su momento, seguir ciertas recomendaciones para mantener un coche parado durante mucho tiempo te ayudará a que no experimentes este tipo de inconvenientes aun reduciendo enormemente el uso de tu vehículo. Y es que durante este periodo, motivado sobre todo durante los días de confinamiento por la pandemia, la batería se ha convertido en un elemento del vehículo que ha requerido de mayor atención.

Problemas electrónicos en el panel

A día de hoy, la mayoría de vehículos que se incorporan al mercado incluyen un cuadro de mando totalmente electrónico. En él se pueden apreciar los avisos y testigos luminosos de los distintos elementos. Basta un simple fallo en uno de los componentes y que no nos avise para darnos cuenta que nuestro panel electrónico necesita ser revisado.

Es importante tenerlo en correcto funcionamiento, ya que de avisar ante otro tipo de situaciones incorrectas del vehículo podríamos no enterarnos de algún otro defecto, empeorando así el estado de nuestro coche.

Suspensión

El sistema de suspensión del coche es un conjunto de elementos elásticos que tienen como objetivo unir carrocería, ruedas, asientos y, por supuesto, asfalto. Mantener suspendido el vehículo y así suavizar los movimientos para ayudar, entre otras cosas, a una mejor conducción segura y confortable.

En este sentido, la avería fundamental con la que te puedes encontrar es la de los brazos de suspensión, que mantienen la estructura básica. Es muy grave en el caso de que lleguen a romperse, ya que mantiene el «esqueleto» del vehículo. Esto supondría un accidente que pasa por perder la dirección del coche o salir una rueda despedida. Para apreciar su deterioro deberás encargarlo a tu taller, pero no es un elemento que haya que estar revisando continuamente a no ser de que hayas tenido problemas previamente con ello.

Sistema de frenado

De la misma forma que sucede con el embrague o los neumáticos, el sistema de frenado está compuesto, entre otros elementos, de las pastillas de freno. Desgaste, deformación, oxidación… su mal estado debido a estas causas provocará que aumente la distancia de frenado con respecto a la que debería de ser. O, llegado el caso, de que apenas surja efecto al pisar el freno. Por eso es muy importante que se encuentren en buen estado como ya te comentamos a la hora de saber cuándo cambiar las pastillas de freno.

Sin formar parte del propio sistema pero sí para ayudarte a detener el vehículo encontramos el freno de mano. Si notas que tienes que tirar demasiado de él, eso significa que el cable del sistema, que es el que hace la fuerza, está destensado. Asegúrate bien de que no notas que tienes que tirar de forma excesiva, especialmente si circulas de forma común por cuestas. Es conveniente su revisión cada 60.000 km.

Sistema de alumbrado

Desde las luces de cruce pasando por los intermitentes y hasta las antinieblas. Ojo, no solamente hablamos de que efectivamente alumbren todas, sino que también estén correctamente reguladas. No se podría considerar una avería seria, pero sí que requiere de atención por ejemplo los faros desajustados. Esto provocaría un deslumbramiento a otros conductores y generaría peligro en la conducción.

Fugas de líquidos

Ya sea debido a una fuga en la dirección, en la que se puede volver más dura, o en el propio sistema de refrigeración, en cuyo caso no solamente hablamos de la recarga de aire acondicionado.

Ten en cuenta que la refrigeración del vehículo también puede acompañar otro tipo de problemas debido a que está formado por múltiples elementos. Ventilador, bomba de agua, radiador, manguitos… Por ello suele ser también de los fallos más comunes cuando no funciona correctamente el aire acondicionado.

Y en el sentido de líquidos, también es importante la fuga de aceite. Para este caso en concreto, ya te indicamos qué hacer si tu coche pierde aceite para así proceder adecuadamente. Es muy importante vigilarlo, ya que nunca, pase el tiempo que pase, debería haber este tipo de avería si todo está en orden.

Embrague

Otro de los elementos más habituales precisamente por la cantidad de uso que se le da, aunque, de forma concreta, relacionado por un mal empleo. Especialmente en el caso de los coches con marchas manuales, el cambio de embrague no está determinado por un número concreto de kilómetros recorridos, como pudiera ser el caso de los neumáticos.

Más bien, como decimos, por las repeticiones del movimiento o cuando no se utiliza correctamente, como pueda ser el caso de que notemos que «rasque», afectando esto también a la propia caja de cambios. Un mal uso del embrague está relacionado con mantenerlo pisarlo mientras conducimos o soltarlo siempre bruscamente.

Consejos ante estas averías más comunes en el coche

Ante la posibilidad de que te surjan o te puedan llegar a surgir este tipo de situaciones, te recomendamos que estés prevenido siguiendo estos sencillos consejos.

Presta atención al panel del interior

Por esto te comentábamos que era tan importante que el panel electrónico y de avisos se encuentre en buen funcionamiento. Debemos prestar atención si nos avisa que algún componente del vehículo no está en un estado adecuado, momento en el que se encenderá el testigo luminoso. Dependiendo de qué se trate habrá que actuar con mayor rapidez. Eso sí: si se trata de una avería en el motor, tendrás que parar directamente el coche y llamar a asistencia.

Revisa tu vehículo, especialmente en viajes fuera de tu ciudad

Saber cuándo hacer la revisión del coche te supondrá ahorrarte muchos disgustos en carretera, sobre todo si hace ya mucho tiempo que no pasa un chequeo. Es todavía más importante cuando se trate de viajes en los que no vas a estar en tu entorno habitual o si vas a salir a carretera. En caso de necesitar reparación, más vale que se haga antes del viaje.

Si no tienes certeza o seguridad, acude al taller

En caso de que tengas dudas y mucha inseguridad acerca de tu problema con el vehículo, no lo dudes y acude a tu taller Sadeco más cercano. Podrás encontrar la solución a tus averías y siempre con precios sin sorpresas.

En muchos casos puedes dudar entre realizar una sustitución o sencillamente comprar un elemento nuevo. Déjate asesorar por nuestros profesionales para que te brinden la solución más adecuada en función de las necesidades de tu vehículo como pueda ser el nivel de desgaste de un determinado elemento o aprovechar algunas de las ofertas en mecánica rápida que tengamos disponibles.

Grupo Sadeco es tu taller de mecánica rápida de confianza

Como ya has podido comprobar, aunque sepas cómo conducir correctamente para evitar en gran medida este tipo de fallos en tu vehículo, no quiere decir que en algún determinado momento necesite el mantenimiento o las reparaciones adecuadas.

Encuentra tu taller mecánico más cercano de Grupo Sadeco y podrás recibir la atención que necesitas si sufres alguna de estas averías de coche más frecuentes. Total garantía, confianza y, sobre todo, precio final sin sorpresas.

Suscríbete para recibir ofertas exclusivas

Suscríbete y recibirás en tu cuenta de correo un email con todas las novedades y promociones.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y optimizar su navegación. Puedes consultar más información en nuestra política de cookies. Leer política de cookies

Configurar Aceptar